Archivo de la categoría: Movilizaciones

El SOESGyPE MISIONES salió en defensa de sus afiliados e impulsó proyectos que defienden los puestos de trabajo del sector

Una vez más los trabajadores nos sentimos atropellados por un gobierno insensible que solo piensa en la rentabilidad de sus aliados los empresarios. Hace un par de semanas tomamos conocimiento de una polémica iniciativa impulsada por el Gobierno nacional que busca implementar el sistema de auto-expendio de combustible en las estaciones de servicio.

Como era de esperarse a partir de esa jornada recibimos muchísimos comentarios de nuestros trabajadores de toda la provincia; que angustiados -y con justa razón- sentían que la medida iba en contra de sus intereses, puesto que significa menos puestos de trabajo; que de aplicarse implicaría el achicamiento de las empresas y que terminarían despidiendo a parte de sus trabajadores, nuestros afiliados.

Desde el Sindicato Obreros de Estaciones de Servicio, Garajes, Playas y Lavaderos (SOESGyPE) sede Misiones, respondimos rápidamente sentando posición contraria a la medida. Lo hicimos público en los medios de comunicación locales y llevamos nuestro planteo a diputados provinciales y nacionales y a candidatos a diputados nacionales de las distintas fuerzas que participan del proceso electoral en marcha, para solicitarles que tomaran una clara posición en contra de la medida. No sólo porque implicaría la pérdida de puestos laborales para los trabajadores de estaciones de servicios nucleados en el SOESGyPE, sino que también obliga a los ciudadanos a tener que lidiar con máquinas que no conocen, que por despachar combustible implican serios riesgos para la salud y el medio ambiente además que irremediablemente dejan olores en la ropa y en las manos e incluso daña la ropa y es nociva para la piel.

En lo estrictamente gremial, convocamos a un plenario de delegados a nivel provincial lo mismo que se hizo a nivel nacional, y en conjunto SOESGyPE de Misiones, del resto de la provincias y la Federación de Obreros y Empleados de Estaciones de Servicios, Garages, Playas de Estacionamiento, Lavaderos Automáticos y Gomerías de la República Argentina (FOESGRA), evalúa en la actualidad acudir al paro, como medida de protesta, “para evitar que avance el plan que provocaría una mayor pérdida de puestos de trabajos en todo el país dentro de una pronunciada crisis económica. Es real y concreto que, en un contexto regional latinoamericano de moderado crecimiento, Argentina sería en 2019, junto a Venezuela y Nicaragua, una de las tres únicas economías con variación negativa en su producto bruto interno. Argentina volverá a tener una caída en su PBI del 1,8 por ciento y experimentará la tercera mayor recesión de toda América Latina. Somos el país con mayor endeudamiento del continente y encima quieren dejar más trabajadores sin empleo.   

Mientras en 2018 se perdieron 191.300 puestos de trabajo registrados; la situación no solo que no cambió, sino que emporó. En el último año, y en apenas siete meses de 2019 se perdieron más de 266 mil puestos de trabajo, según datos oficiales.

Así que de ningún modo podemos apoyar una medida que con la excusa de que podría lograr que baje unos centavos el precio de los combustibles, ello se haga a costa de la pérdida de los puestos de trabajadores de nuestro sector.

Contra el auto expendio de combustibles y en defensa de nuestra fuente laboral. Soesgype Misiones.

En lo provincial hemos tenido avances significativos. Contactamos con el Diputado provincial Roque Gervasoni, quien se hizo eco de nuestro reclamo y ya ingresó el 24 de julio de 2019, sendos proyectos a la Cámara de Representantes de Misiones; los cuales ya tomaron estado parlamentario.

Los mismos son el PROYECTO DE COMUNICACIÓN D- 52464-19 en el que la Cámara expresaría: “Su Preocupación por la Resolución de la Secretaría de Energía, que estaría próxima a difundir la reglamentación que habilitará que cada conductor de Vehículos automotor o Moto vehículos, pueda cargar nafta, sin la asistencia de los playeros, capacitados y con instrucciones de seguridad para desarrollar dicha tarea”.

Y además presentó un PROYECTO DE LEY DE “PROHIBICIÓN DE AUTOSERVICIO DE COMBUSTIBLES” D-52463-19 por el cual de aprobarse «Se prohíbe en todo el territorio de la Provincia de Misiones, el autoservicio de expendio de combustibles líquidos, gas natural comprimido (GNC), GLP y cualquier otro tipo de combustible de carga para uso automotor, por parte del consumidor en Estaciones de Servicio”. En provincias como Buenos Aires, La Pampa y Córdoba ya existen leyes que prohíben estas prácticas.

Es posible acceder a los archivos de ambos proyectos, haciendo clic en los titulos de los proyectos mencionados:

PROYECTO DE COMUNICACIÓN – Autor Diputado Roque Gervasoni

PROYECTO LEY CONTRA AUTO EXPENDIO COMBUSTIBLES EN MISIONES – Autor Diputado Roque Gervasoni

Diputado Roque Gervasoni proyectos presentados en la Cámara de Representantes contra el auto expendio de combustibles en Misiones
A pedido del SOESGyPE MISIONES el Diputado Provincial Roque Gervasoni trabajó en la redacción e impulsó dos proyectos: uno como PROYECTO DE COMUNICACIÓN D- 52464-19 y el segundo como PROYECTO DE LEY DE “PROHIBICIÓN DE AUTOSERVICIO DE COMBUSTIBLES” D-52463-19 en el territorio provincial

No es casual que estas medidas se anuncien en este momento, son la antesala a la reforma laboral que el gobierno busca aprobar, obligado por las recetas del FMI que pretenden menguar o eliminar muchos de los beneficios de los trabajadores que hacen a su dignidad como persona.

El Gobierno nacional impulsa estas medidas en el marco de una necesidad de la reforma y flexibilización laboral, que haría peligrar beneficios como las vacaciones, tiempos de descanso como francos, o de beneficios como el aguinaldo, o las indemnizaciones; pero desde el SOESGyPE junto a todos nuestros trabajadores lo rechazamos rotundamente.

Es importante señalar para que la población lo sepa, que el uso directo de los surtidores por parte de los consumidores sin los conocimientos, ni las capacitaciones necesarias en la materia, sin los elementos de seguridad adecuados, con uso en estos establecimientos de teléfonos celulares, con cigarrillos encendidos, manipulando inadecuadamente las mangueras del surtidor, más un sinnúmero de situaciones peligrosas; podrían ocasionar tragedias, con graves resultados para personas y para bienes, a causa de posibles  accidentes, incendios o explosiones con eventuales víctimas fatales, en las estaciones de servicios. 

En la actualidad, la actividad que despliegan los trabajadores de las estaciones de servicios se hace con los más altos niveles de control de calidad, de mecanismos de comercialización, de pautas de seguridad y de protección del medio ambiente. No es un simple capricho, hay cuestiones de seguridad en las que hay que prestar mucha atención, puesto que los accidentes o siniestros que pueden producirse por irresponsabilidad en la manipulación pueden tener efectos catastróficos. 

En el día a día nuestros trabajadores hacen sus tareas, atento a una serie de medidas que hacen a su seguridad, a la de los bienes de la empresa para la que trabaja y también para el usuario o cliente que carga combustibles en las estaciones de servicio; y el Estado debe continuar siendo el rector, serio para proteger el trabajo local y velar para que las nuevas tecnologías complementen al trabajador, y que no terminen siendo usadas como una forma de exclusión del trabajo humano.

«La economía moderna es dirigida. O la dirige el Estado o la dirigen los poderes económicos. Estamos en un mundo económicamente organizado por medidas políticas, y el que no organiza su economía políticamente es una víctima” expresó alguna vez el pensador argentino Arturo Jauretche. Anhelamos un gobierno que organice y priorice las necesidades en función de la gente, de los trabajadores, de sus necesidades para hacer un país mas justo y equitativo.

A nuestros compañeros, a los propietarios de estaciones de servicios y a la comunidad.

Escribe Gerónimo Sanabria Secretario General del SOESGyPE MISIONES


Gerónimo Sanabria

No sin molestias, nos enteramos de otro anuncio del gobierno, de esos rutilantes, engañosos, mentirosos; de esos que dicen pensar en la gente, pero en los que una vez más la variable de ajuste vuelven a ser los trabajadores. Ahora este gobierno que nunca piensa en su pueblo, en los que menos tienen, en los que trabajan, analiza posibilidades para reducir los costos operativos -especialmente los laborales- para buscar aumentar la rentabilidad empresarial; pero a costa de los obreros y para ello analizan reglamentar el uso de “expendedores de autoservicio” en estaciones de servicio.

Los empresarios de estaciones de servicios se prenden y dicen que, de esa forma al bajar costos laborales podrían ofrecer mejores precios en los combustibles a los automovilistas. Todas argumentaciones que a poco de analizarse en detalle se desvanecen, como si el costo del combustible no fuera una variable que se ajusta al ritmo del dólar, pero que sube cuando sube el dólar y que no baja cuando baja el precio de la divisa norteamericana.

No olvidemos que este mismo gobierno que ahora quiere bajar costos para la gente a costa de los trabajadores, es el mismo que decía que iba a eliminar el impuesto a las ganancias que hoy alcanza a millones de trabajadores en el país. 

Es el mismo gobierno que prometía pobreza cero, pero en su mandato fue cuando más compatriotas se quedaron sin empleo. Sólo en el último año se durante el primer semestre, 266 mil argentinos se quedaron sin trabajo, según datos oficiales.

Quieren pobreza cero, y nos mintieron. Pedían que se lo juzgue por eso, pero para que no haya pobres deben crear trabajo no eliminarlos. Deben generar empleo, abrir las fábricas, pero contradictoriamente ahora prometen surtidores automáticos en las estaciones de servicios para bajar costos, y el que paga los platos rotos es el trabajador estacionero, que va a empezar a quedar relegado y con el riesgo de perder su empleo.

Un país moderno no se hace en base a usar tecnología a lo pavote sin resolver el problema de los trabajadores que pierden empleo por el avance de la tecnología. La fascinación por la tecnología no puede hacernos perder de vista que detrás de esta jugada hay personas que van a ver peligrar sus empleos. Máxime cuando nuevamente la promesa es mejor rentabilidad empresaria en desmedro de los trabajadores.

No estamos en contra del avance de la tecnología, sabemos que es parte del desarrollo y que está en constante evolución, pero pedimos criterio para aplicarla. Seriedad. Y fundamentalmente si el uso de las nuevas tecnologías implica que trabajadores pierdan sus empleos que por lo menos creen las herramientas para reconvertirlos y evitar que queden fuera del mundo, sin empleo y con su familia sin medios para vivir.

Aun con el riesgo de que se cuestione la analogía no hay dudas de que son como la “Gata Flora”. En campaña llegó diciendo que había que eliminar “ganancias” pero aumentó ese impuesto y otros y el dólar se disparó, y no le tembló el pulso a la hora de achicar el sueldo a los jubilados. Y ahora planea bajar retenciones al agro, y conste que se disculpó por las retenciones a las que calificó de «malísimas».

A sus socios los productores sojeros, les pidió disculpas por aplicar retenciones y se las aplicó en pesos, mientras que a los trabajadores nos cobran combustibles, tarifas, luz, agua a valor dólar.

Nos puso techo a las negociaciones en paritarias, amplió el impuesto a las ganancias, eliminó el ministerio de trabajo y lo único que busca es la precarización laboral, con la excusa de que el trabajador y nuestros derechos laborales son costos operativos altos que atentan contra la gente y contra el desarrollo del país; y por eso quieren dejar sin efecto nuestros convenios colectivos de trabajo.  

Los empresarios nucleados en la Confederación de Entidades del Comercio de los Hidrocarburos de la República Argentina (CECHA) obviamente anunciaron que ven con buenos ojos la medida y adelantaron que no descartan implementar el sistema de autoservicio o de expendedores de combustibles automatizados si los costos siguen subiendo; cuando -insistimos- el mayor costo y en constante incremento a causa de este gobierno, es el de los combustibles.

Sin ir más lejos durante el 2018 se registraron 14 aumentos de precios de las naftas y los precios en promedio se incrementaron anualmente casi 70 por ciento. El diésel fue el combustible que más aumentó con 76,3%; le sigue el gasoil con un 74,3% de incremento; la nafta premium con 65,8% y finalmente la nafta súper con un alza de 64,2 por ciento.

Mientras tanto el ajuste de salarios para los trabajadores del sector apenas alcanzó un 28% con el compromiso de rediscutirlo en septiembre, cuando ya el aumento fue licuado por la inflación. Tengamos presente que la inflación de junio fue de 2,7% y acumula 55,8% en los últimos 12 meses. Y si durante el año en curso no se han tenido más aumentos de combustibles, es solamente porque el gobierno estableció como estrategia de campaña -con vistas a intentar ganar las elecciones- que se posterguen todos los aumentos de tarifas para después de los comicios; del mismo modo que se planchó el precio del dólar.

No estamos en contra del empresariado, muy por el contrario, desde el gremio hacemos nuestro aporte constante en aras de capacitar y garantizar que nuestros trabajadores y que la mano de obra que aportan nuestros representados esté al servicio de la empresa en la que trabajan, para que crezca y eso también signifique mejoras para los clientes y para los trabajadores.

Compañeros del SOESGyPE transitamos momentos muy difíciles en nuestro país. El embate del gobierno contra los sindicatos forma parte de la estrategia que si ve respaldada en las urnas el año que viene pedirá la flexibilización laboral y la modificación del régimen jubilatorio.

Compañeros este gobierno atenta abiertamente contra la libertad sindical y meten la política del miedo a los trabajadores y a la sociedad diciéndoles que si ellos no ganan en octubre va a venir el caos en la Argentina, como si hubiera más lugar para el caos después del desastre en que están dejando a este país.

La salida a este descontrol no es solo gremial, nuestra salida es política porque lo que quedó demostrado en todos estos años de la historia de la República Argentina, es que el liberalismo solo trae desocupación, hambre y miseria.

La estrategia del Gobierno contra los sindicatos es simple y explícita, aprieta y extorsiona. Necesitan gremios disciplinados y sin capacidad de lucha. El Ejecutivo tiene el compromiso asumido con el FMI de que la reforma laboral será tratada en febrero. Por eso dio carta libre a medidas económicas que dañan aún más a los trabajadores.

El futuro no es mañana, es hoy cuando lo que cada trabajador hace y gana dignamente y contribuye al sostén y crecimiento de su familia, eso es el trabajo; es la esperanza, la ilusión de vivir en un país justo, equitativo, con movilidad social; donde cada familia pueda acceder a los bienes y alimentos que necesita. Necesitamos volver a disfrutar de la ascendencia social que nos legó Perón, el Justicialismo y sus conquistas, que permiten que un trabajador prospere, que sus hijos estudien y puedan ser profesionales luego de su paso por la universidad.

Tenemos que estar más unidos que nunca, la historia nos convoca. Como lo decía la Compañera Evita: “queremos una Argentina pacífica, pero poderosa y soberana y una masa de trabajadores unida y feliz como ninguna en el mundo y una patria más justa, más libre y la más soberana de la Tierra.”  

GERÓNIMO SANABRIA

Secretario General

SOESGyPE MISIONES

Sindicato de Obreros y Empleados

de Estaciones de Servicio, Garajes, Gomerías,

Lavaderos y Playas de Estacionamiento

El 29 de mayo los trabajadores del SOESGyPE adhieren al paro y no habrá carga combustibles en Misiones, solo guardias mínimas

El titular de la Comisión Directiva del SOESGyPE Misiones Gerónimo Sanabria hace saber a la comunidad en general que no habrá despacho de combustibles en la provincia y ratifica la información brindada a sus compañeros trabajadores sobre la total adhesión a la medida de fuerza que se llevará a cabo mañana miércoles 29 de mayo en todo el país. 

El SOESGYPE liderado por Carlos Acuña a nivel nacional -uno de los miembros que conducen la Confederación General del Trabajo- es uno de los impulsores de la huelga general de la CGT. Por tal motivo se informa a la población que solamente habrá atención de emergencia para ambulancias y vehículos de policía y bomberos en las estaciones de servicios de Misiones.  

Sanabria desde el SOESGyPE MSIONES reitera a sus trabajadores que la modalidad de la medida de fuerza en las bocas de expendio será sin concurrencia de los empleados. “Instamos a los trabajadores a no concurrir mañana miércoles a los lugares de trabajo, para hacer más contundente la medida. La huelga es un derecho consagrado a nivel nacional en la Constitución Nacional”. Por tal motivo, Sanabria insta a los trabajadores “a no tener miedo, a comprometerse con la medida de fuerza en la que están implicados los compañeros de casi todos los gremios a nivel nacional y que se hace efectivo con la sola participación de los trabajadores -sin necesidad de que haya delegados sindicales en cada puesto de trabajo apoyando la medida-  ya que es imposible; y por otro lado, es un derecho que nos asiste, y que como tal debemos ejercerlo con compromiso y convicción. La de mañana es una medida de fuerza nacional y no pueden castigar a los trabajadores con ningún tipo de medidas ni descuentos de ninguna naturaleza, puesto que como organización sindical hemos cumplido con todas las instancias previstas por la ley, para garantizar el normal desarrollo de una medida de protesta” afirmó Sanabria.

El primer y más importante cuerpo legal que consagra el DERECHO A HUELGA y protege de esta manera a quienes decidan ejercerlo es nuestra Constitución Nacional, la que en su Artículo 14 bis establece, en el segundo párrafo, los Derechos colectivos del trabajo, garantizando a los gremios el de la negociación colectiva y el Derecho de huelga. Entendiendo los constituyentes el concepto gremio como el colectivo de los Trabajadores de una actividad, estén o no afiliados a un Sindicato.

Pero también vale recordar la plena vigencia de la Ley Nº 20.744 de Contrato de Trabajo que establece la protección del Derecho a huelga en varias partes de sus artículos 243, 244 y 245. Especialmente, el Artículo 244 reza: «El empleador no podrá concertar durante el tiempo de duración de la huelga u otras medidas de acción directa aprobadas por la organización sindical pertinente nuevos contratos de trabajo que tiendan a sustituir o reemplazar en su cargo al trabajador, ni adoptar medidas disciplinarias en su contra, ni alterar la situación o condición en que se encuentra revistando en la empresa».

Sobre el particular Sanabria reitera “Nunca el ejercicio de un derecho dentro de los límites legales puede conllevar sanciones y por ende debemos confiar en que adherir a la medida de fuerza es un derecho que nos asiste, que la legislación nos ampara, y que es una medida de fuerza tomada con todos los recaudos del marco regulatorio vigente, por lo que no es necesario que tomemos los puestos de trabajo. Con solo ausentarnos del puesto de trabajo, estamos haciendo efectivo nuestro derecho de huelga”.

“El paro es una medida de fuerza declarada en el marco de la asociación sindical, con las comunicaciones respectivas al Ministerio de Producción y Trabajo de la Nación. Eso está cubierto, nunca han sido declarado ilegales los paros que cumplen con todas las condiciones y requisitos que marca la ley”, señala Gerónimo Sanabria. Quien agrega que “no hay fundamentos legales para castigar a un trabajador por ejercer el derecho constitucional de huelga. Esto si sucede es un avasallamiento de la Constitución por parte de quienes se dicen democráticos y vamos a accionar legalmente con dureza como gremio contra quienes decidan violentar nuestros derechos”.

Acuña miembro de la CGT y titular del SOESGyPE nacional, ratifica que “los trabajadores de las expendedoras de combustibles vamos a ser solidarios con aquellos compatriotas que perdieron sus empleos a causa de las políticas del gobierno de Mauricio Macri”.

El paro general de la CGT tiene como motivo central el “reclamo de que se modifique esta aceleración de la decadencia de la economía de nuestros hogares, para de esta manera encontrar ese punto de reactivación y de desarrollo de un país con inclusión para todos los habitantes”, confirma Acuña, medida que a nivel provincial ratifica Sanabria quien descuenta “la adhesión de todos los trabajadores del SOESGyPE Misiones durante toda la jornada”.

SOESGYPE MISIONES ALCANZÓ UN 40% DE AUMENTO EN DISCUSIONES PARITARIAS

Los acuerdos de los estacioneros lograron incrementar los sueldos de su sector un 40% en el interanual  2018-2019.  El gremio está en el grupo de los que lograron los mayores porcentuales de aumentos.

Transitando el último bimestre del año la Comisión Directiva del SOESGyPE MISIONES hizo una evaluación de las negociaciones salariales del año. Cerradas las paritarias se logró extender la pauta salarial interanual -obtenida a lo largo del 2018- un aumento del 40% en los haberes de los trabajadores de estaciones de servicio en Misiones.

“Las negociaciones fueron intensas y trabadas, pero lo que importa es que logramos que por el desfasaje de la inflación del año pasado nos reconocieran una suma fija de la cual también logramos incorporar una parte al básico. Y lo lo más destacable es que merced a que defendimos la permanencia de lo que se denomina cláusula gatillo -por ajustes de mayor inflación- en el último tramo acordamos un 20 por ciento adicional”; afirmó Gerónimo Sanabria, secretario general del SOESGyPE MISIONES.

“Comparativamente con lo logrado por los otros gremios -hasta el momento- el 40% logrado para los Estacioneros está entre los porcentuales más altos de aumentos. Pero también somos conscientes que, pese a que el número es importante, perdimos una parte frente a la inflación como perdieron todos los trabajadores argentinos, aunque nadie sabe con certeza en cuanto terminará este año. En líneas generales cerramos este año relativamente satisfechos en ese aspecto” ratifica Sanabria.

Gerónimo Sanabria titular del Sindicato SOESGyPE Misiones en una de tantas recorridas para conversar con sus afiliados y ponerlos al tanto de las novedades.

Y en el mismo sentido amplió que “todo eso fue posible gracias al compromiso y apoyo incondicional que brindan los trabajadores estacioneros, que participan de las asambleas, las movilizaciones, y los paros, estando presentes en la lucha. Sabemos que las medidas de fuerza son ingratas, pero el tiempo y la historia nos han demostrado que los aumentos y beneficios que se logran no son dádivas, sino que son el resultado de la discusión en las negociaciones con firmeza, con argumentos sólidos, son logrados con lucha. Poniendo la cara y el cuerpo en la defensa de nuestros beneficios y derechos laborales, pese al interés expresado públicamente por el gobierno nacional que pretende favorecer a los empresarios queriendo hacer desaparecer los convenios colectivos de trabajo”.

Y a modo informativo dejó entrever que “tenemos información que muchas empresas ya están liquidando los haberes del mes de octubre de nuestros afiliados con el último aumento acordado. Y eso no es poco. Dejamos atrás un ciclo de muchas reuniones y tensiones, pero estamos tranquilos puesto que el MINISTERIO DE PRODUCCIÓN Y TRABAJO DE LA NACIÓN homologó nuestro acuerdo paritario alcanzado entre los propietarios de estaciones de servicios nucleados en la Federación de Empresarios de Combustibles de la República Argentina (FECRA) a nivel nacional, la Cámara de Estaciones de Servicios del Nordeste (CESANE), y el Sindicato” informó Sanabria, titular del SOESGyPE MISIONES.

CON UN 20 POR CIENTO ADICIONAL SE CERRÓ EL ACUERDO EN PARITARIAS PARA SUELDOS DE ESTACIONEROS DEL SOESGyPE MISIONES

El ajuste por cláusula gatillo volvió a subir el básico de los estacioneros en un 20 por ciento que sumado al primer acuerdo, el aumento llega al 40 por ciento.

Después de muchas reuniones y tensiones en un lapso en el que incluso hubo un paro general, finalmente el MINISTERIO PRODUCCIÓN Y TRABAJO DE LA NACIÓN homologó el acuerdo paritario alcanzado entre los propietarios de estaciones de servicios nucleados en la Federación de Empresarios de Combustibles de la República Argentina (FECRA) a nivel nacional, la Cámara de Estaciones de Servicios del Nordeste (CESANE), y el SOESGyPE.

En audiencia del pasado 17 de octubre, se presentó el acuerdo para la homologación,  la que fue validada por la Resolución N° 2018-72 APN-SECT#MPYT.

En concepto de recomposición salarial, se acordó un nuevo incremento del 10 por ciento de los haberes retroactivo al primero de octubre de 2018, en tanto que se acordó otro 10% de aumento a partir del 1° de enero de 2019.

El ajuste actualiza toda la grilla de sueldos básicos, y eleva los salarios de las todas las categorías (Encargados de Turno, Administrativos, Operarios de Servicios y Operarios conductores, Operarios de Interiores y Serenos).

Escala salarial actualizada con el aumento homologado y vigente.

Gerónimo Sanabria secretario general del SOESGyPE Misiones aclaró que “dicho acuerdo en paritarias ya fue homologado por el Ministerio de Producción y Trabajo de la Nación por lo que es probable que algunos empresarios ya liquiden los haberes del mes en curso con el 10% de aumento, puesto que es retroactivo al primero de octubre”.

 

Recién tres meses después del acuerdo en paritarias oficiales, el Secretario de Gobierno de Trabajo y Empleo de la Nación homologó nuestro acuerdo salarial

Hace ya bastante tiempo -el 22 de junio- publicamos en nuestro Blog Estacionero que se había alcanzado un acuerdo con el sector empresario por el que se establecía el aumento en los haberes para los trabajadores de estaciones de servicios de Misiones, nucleados en el SOESGYPE, las negociaciones eran, como lo indican la ley vigente en el marco de las paritarias oficiales.

Cuando hicimos dicho anuncio, cerrábamos el primer semestre con un aumento del costo de vida en torno al 16 por ciento, y por entonces las estimaciones de inflación más pesimistas estaban en torno al 30 por ciento. Se lo comentamos a nuestros trabajadores con la expectativa de que el escenario no empeoraría y que la homologación de dicho acuerdo salarial se anunciara en cuestión de días. Lamentablemente nada de eso se cumplió.

Para colmo de males, un sector importante de los empresarios no liquidó dichos aumentos salariales con el argumento de que no estaba homologado, como si no hubiera estado firmado por sus representantes de la Federación de Empresarios de Combustibles de la República Argentina (FECRA) a nivel nacional, y la Cámara de Estaciones de Servicios del Nordeste (CESANE).

Imagen con recortes del facsímil de homologación de nuestro acuerdo salarial

En resumidas cuentas, los únicos perjudicados son los trabajadores que, o dejaron de percibir aumentos, y que a todos, dicho aumento se nos licuó por la hiperinflación que padecemos, potenciado por la devaluación del dólar que está causando estragos en toda la economía nacional.

Mientras esperábamos la homologación del último acuerdo salarial que debería ser abonado con los haberes de junio, desde el SOESGyPE Misiones llevamos ese planteo a la Mesa Nacional, para que la discusión que debía reiniciarse en el mes pasado, se haga teniendo en cuenta esos valores.

Fue homologado el acuerdo salarial de paritarias anunciado en junio de este año. 

Las proyecciones actuales indican que el costo de vida de los asalariados se disparó un 6,7% mensual en septiembre y con ese porcentual será la inflación más alta desde 1991.

En ese contexto, la mesa directiva del SOESGyPE y la FOESGRA ya estamos debatiendo en la reapertura de las paritarias el nuevo acuerdo salarial. 

Ni en los peores pronósticos pensábamos que los trabajadores tendríamos que hacernos cargo de pagar los platos rotos de un “No plan económico” puesto que este gobierno no lo tiene.  Desde la salida del “cepo” en 2015, el dólar subió 110% en 2018. Y hasta agosto de 2018 el dólar se encareció 110,3%, en tanto que, si tomamos los últimos doce meses, se encareció 125,3%.

Pasamos de un dólar de $17,66 a fines de agosto de 2017 a casi 40 pesos en la actualidad. Y lo peor es que algunas estimaciones de consultores financieros privados ubican en torno a los 56 pesos por dólar para fines de 2018. Y toda esa volatilidad o fragilidad del sistema financiero, repercute y causa estragos en los sectores asalariados por el traspaso de la devaluación a los precios.

Para colmo de males, Macri asumió prometiendo de entre tantas mentiras “pobreza cero” y la eliminación del impuesto a las ganancias a los trabajadores, pero a octubre de este año, pagan impuesto a las ganancias 1.650.000 trabajadores. Es decir, medio millón más de compañeros que ahora son alcanzados por ese impuesto.

Seguimos con expectativas las negociaciones salariales reabiertas en virtud de la cláusula de ajuste que hemos incluido en el acuerdo anterior y apenas tengamos novedades vamos a tenerlos informados.

 

SOESGYPE MISIONES adhiere al paro general y mañana martes 25 de septiembre no habrá despacho de combustible en toda Misiones

Desde el SOESGyPE MISIONES comunicamos que el día martes 25 de septiembre todos los trabajadores ESTACIONEROS adherimos al paro general de 24 horas sin concurrencia a los lugares de trabajo, convocado por la CGT.

Esta medida la realizamos como reclamo legítimo en defensa de nuestros derechos, contra los tarifazos que encarecen los servicios públicos y afectan la calidad de todos los trabajadores.

  • Paramos en contra del FMI

  • Paramos para decir NO a la Reforma laboral

  • Paramos en solidaridad con los trabajadores despedidos y suspendidos

  • Paramos por el ajuste que están sufriendo los más vulnerables

  • Paramos por los tarifazos

  • Paramos en contra de la represión hacia la clase trabajadora

  • Paramos por el desmantelamiento de la Administración Pública Nacional

  • Paramos por las Pymes en crisis

  • Paramos en defensa de la Educación Pública

  • Paramos por el saqueo al Fondo de Garantía de Sustentabilidad

  • Paramos por el vaciamiento de la ANSES

  • Paramos por el recorte a nuestros jubilados

  • Paramos en defensa de una Seguridad Social Nacional, Inclusiva y del Estado

  • Paramos por vos

  • Paramos por nosotros

  • Paramos por paritarias libres y sin techos

  • Contra el impuesto a las ganancias a los trabajadores

Según algunas mediciones la pobreza en diciembre de 2015 era del 23 por ciento y se calcula que para diciembre de este año, luego de tres años de gestión de Cambiemos llegará casi al 30% de la población

Convencidos que este gobierno erró el rumbo y llegó prometiendo POBREZA CERO y sin INFLACION, el actual modelo económico solo genera daños a los trabajadores, los jubilados y los más humildes.

No debemos olvidar que por paritarias este año logramos un incremento del 15% a partir de mediado de año y las proyecciones de inflación para todo el 2018 se estima en el orden del 48%; cuando la engañosa previsión del gobierno nacional nos obligaba a discutir no más del 15%. Con el agravante de que ni siquiera logramos que homologuen ese aumento para que la patronal liquide los aumentos como corresponde.

Desde el 2001 no padecíamos una crisis tan severa, en la que el dólar se ha disparado, sin encontrar techo. Esa devaluación impacta directamente en el salario de los trabajadores y la economía real en su conjunto. Como consecuencia, el gobierno ha aumentado sus previsiones de inflación desde un 10% (en enero), al actual 42%.

Desde la salida del «cepo» en 2015, el dólar subió 110% en 2018. Y hasta agosto de 2018 el dólar se encareció 110,3%, en tanto que, si tomamos los últimos doce meses, se encareció 125,3%. Esa devaluación en los ingresos la soporta el pueblo trabajador únicamente, porque hasta las tarifas que nos cobran por servicios públicos están dolarizadas.

La decisión del gobierno nacional de recurrir al Fondo Monetario Internacional constituye una pérdida de soberanía en las decisiones de política económica. En ese marco de ajuste, el gobierno ha decidido degradar a los ministerios de Salud, Ciencia y Tecnología, Cultura y Trabajo y se prevén gigantescos recortes en sectores sensibles como salud y educación pública. Sin contar el parate casi total en la obra pública en todo el territorio nacional.

Estamos convencidos que el rumbo económico debe cambiar de inmediato. Cada nueva decisión empeora las condiciones de vida de los trabajadores de todo el país.

Macri dijo que la Argentina tiene “más de un tercio de los argentinos en la pobreza” y también reconoció que “con esta devaluación la pobreza va a aumentar”

Y por eso reclamamos:

  • Inmediata suspensión del aumento de tarifas

  • Emergencia alimentaria

  • Reapertura de paritarias libres, sin techos

  • No a la destrucción de las PyMEs

  • Inmediata derogación de la Ley Previsional

  • No a la reforma laboral

  • No más despidos

  • Rechazo al acuerdo con el Fondo Monetario Internacional

  • No a la destrucción de la salud y educación pública

Consideramos que es necesario realizar esta medida para manifestar nuestro repudio a las políticas del gobierno nacional. Este paro debe ser parte de un plan de lucha más amplio que modifique la orientación económica, reactivando el mercado interno, regulando las importaciones para proteger a nuestra industria nacional y como reaseguro de los puestos de trabajo de todos los argentinos.

SOESGYPE MISIONES participó de plenario nacional por discusión en paritarias y jornada nacional de paro del 25 de septiembre

Esta semana, miembros de nuestra Comisión Directiva junto al Secretario General del SOESGyPE Misiones, Gerónimo Sanabria; participaron de un plenario de delegados convocado por la FOESGRA donde se trataron dos temas: cual será el reclamo salarial cuando se discuta la cláusula de ajuste y la adhesión a la medida de fuerza del próximo 25 de septiembre.

En ese plenario, el Secretario General del gremio de los trabajadores, Carlos Acuña, fue claro al referirse a los porcentajes con los cuales comenzarán en los próximos días las reuniones paritarias entre la entidad gremial y cada una de las federaciones estacioneras.

“No podemos pedir menos de 2 o 3 puntos por encima del cálculo oficial del Ministerio de Economía hasta fin de año”, informó y por ende, dejó en claro que la cifra inicial de la discusión estará en torno al 24 o 25 por ciento de aumento de sueldo adicional al porcentaje ya acordado para el período, entre septiembre de este año y marzo del año próximo.

Carlos Acuña, titular del SOESGYPE y FOESGRA y triunviro de la CGT en una reunión con compañeros del interior del país, en la previa al plenario de delegados

En referencia a la reacción de los empresarios ante este piso pretendido por el gremio, el sindicalista advirtió que “las naftas subieron lo suficiente para que tengan el margen que necesitan para aumentarle los haberes a sus empleados” dejando así plantada la posición de cara a los próximos encuentros.

Recordó que “el precio de la nafta solamente importa al trabajador en el sentido de su relación con la suba de los artículos de primera necesidad, los cuales son la principal preocupación del empleo en una Estación de Servicio”.

En su carácter de Secretario General del Triunvirato de la CGT, Acuña ratificó el paro del 25 de septiembre y la participación de sus delegados en la medida de fuerza, al tiempo que reiteró que “no habrá expendio de combustibles durante toda esa jornada”.

La difícil situación que atraviesa el pueblo argentino, con la perspectiva del endeudamiento que compromete a generaciones futuras, convoca a construir los espacios de lucha más amplios posibles. Y por eso se llama a construir el paro nacional como parte de un plan de lucha para frenar el ajuste.

Precios que no ceden

Ya nos hemos acostumbrado -y no nos sorprende- que los combustibles aumenten dos o tres veces por mes. No es un dato auspicioso, lo sabemos los trabajadores argentinos que somos quienes le ponemos el hombro y la billetera al ajuste, a costa de ir sacrificándonos más, cada día que pasa.

El ajuste se hace sentir. En el colectivo, en la cola del supermercado se escuchan los comentarios y el enojo de la gente porque hay que seguir recortando las compras; porque el dinero no alcanza.

Pero mientras los precios de todos los productos necesarios para la vida crecen igual que los combustibles, nuestros salarios están anclados y a esta altura desfasados respecto del costo vida.

Los precios de los combustibles estaba establecido que aumentarían según la Ley 27430, que fijó incrementos para marzo, junio, septiembre y diciembre; pero como la referencia es el dólar, no paran de subir, y dichos precios arrastran a la suba, los costos del resto de la cadena de productos y servicios. El aumento en en las naftas, que se viene repitiendo al inicio de cada mes, impacta directamente en el costo logístico de todos los productos.

Vale mencionar que los precios de las naftas en el país van atados a la cotización internacional del petróleo. Desde octubre de 2017, cuando el Gobierno nacional autorizó la liberación del precio de los combustibles, no paran de aumentar.

El litro de Premium de YPF en la ciudad de Posadas se encareció en lo que va del año más del 70% y en algunos surtidores, en Misiones ya supera los $ 45. A la par nuestros salarios no paran de depreciarse.

 

Mientras nos hablan de valores de equilibrio para equiparar los precios internos con el del petróleo que tiene precio internacional y que subió a casi el doble, nuestros sueldos quedaron anclados.

A esa situación hay que sumar la posición política del gobierno nacional como mediador de las paritarias, que pisó o puso techo a las paritarias, acomodando hacia abajo los ingresos, para de esa forma enfriar la economía y la inflación a costa del achique de nuestros salarios, pero debemos ser firmes en las renegociaciones, vía cláusula gatillo.

No debemos olvidar que por paritarias este año logramos un incremento del 15% a partir de mediado de año y las proyecciones de inflación para todo el 2018 se estima en el orden del 48%; cuando la engañosa previsión del gobierno nacional nos obligaba a discutir no más del 15%.

Desde la salida del «cepo» en 2015, el dólar subió 110% en 2018. Y hasta agosto de 2018 el dólar se encareció 110,3%, en tanto que, si tomamos los últimos doce meses, se encareció 125,3%.

Pasamos de un dólar de $17,66 a fines de agosto de 2017 a los 40 pesos en la actualidad. Y lo peor es que algunas estimaciones de consultores financieros privados ubican en torno a los 56 pesos por dólar para fines de 2018. Y toda esa volatilidad o fragilidad del sistema financiero, repercute y causa estragos en los sectores asalariados por el traspaso de la devaluación a los precios.

Nuestro análisis muestra que el aumento de más del 70% en el precio de los combustibles, más allá de la explicación de que el costo de los mismos como derivados del petróleo están atados al precio internacional del barril, ya alcanza con creces los valores de producción.

Sin embargo, considerando que solo en la última semana el precio del dólar avanzó 20%, se espera a futuro un mayor aumento de la nafta, ya que los combustibles están directamente atados al precio del dólar.

Para hacer sus cálculos, las empresas toman en cuenta la incidencia del precio internacional del barril de petróleo Brent, la cotización del dólar, los precios internos de los biocombustibles y los impuestos a los combustibles líquidos y al dióxido de carbono. Pero sin ningún lugar a dudas, los aumentos en los precios de los combustibles meterán más presión a la inflación, que este año ya se espera se acerque al 45 o 48 %, según las estimaciones privadas.

“Los trabajadores perdimos en 2016 más del 10% del poder adquisitivo, al año siguiente, se perdió otro 6 o 7%. Y este año tenemos a la vista un 42% de inflación con un 15, 20 o 25% de aumento salariales”. Sobre la situación económica, Acuña manifestó que la crisis cambiaria afecta a todo el país y que «la clase social alta también se está quejando» por la situación económica. «Toda la gente está mal», aseveró.

Gerónimo Sanabria manifestó que el principal eje de trabajo de su gestión se centra en trabajar para garantizar el sostenimiento del nivel del poder adquisitivo de los sueldos, y en un contexto muy imprevisible lo que es claro es que “la inflación superó ampliamente todas las previsiones, y por eso es necesario que la jornada nacional de protesta del 25 de septiembre debe ser ejemplificadora. En Misiones vamos a protestar y “no habrá expendio de combustibles durante toda esa jornada”.

 

SOESGyPE MISIONES adhiere al PARO NACIONAL SIN ASISTENCIA A LOS EMPLEOS EL 25 DE JUNIO

La Comisión Directiva del SOESGYPE convoca a sus trabajadores a adherir al Paro Nacional del próximo lunes 25/06, sin asistencia a los lugares de trabajo. El sindicato dispuso adherir al PARO NACIONAL previsto para este lunes 25 de junio, “como modo para hacer oír nuestros reclamos en contra de la política económica nacional, que ajusta directamente a los trabajadores” afirmó Gerónimo Sanabria secretario general de la organización que nuclea a los trabajadores de estaciones de servicio de Misiones.

“Hemos sido testigos como trabajadores del capricho del gobierno nacional de planchar y retrasar la discusión salarial de los gremios con los empresarios, con el único objetivo de beneficiar a las empresas y en perjuicio del bolsillo de los trabajadores. Se habían prestado a negarnos nuestras paritarias y después de muchos reclamos la convocaron casi a mitad de año. Y hasta para mantener la cláusula de ajuste por inflación tuvimos que reclamar, porque si fuera por el gobierno, no sería parte de los acuerdos” recalcó Sanabria.

El sindicato de los estacioneros ratifica la defensa del Convenio Colectivo de Trabajo, y reclaman el respeto a los derechos de los trabajadores. La protesta de este lunes 25 de junio es sin movilización, sin asistencia a los lugares de trabajo y en rechazo «al programa económico del Gobierno» insisten desde el SOESGyPE.

La crisis es alarmante, afecta a los que menos tienen, y a los asalariados, que son los sectores más vulnerables. Exigimos que se resuelva el problema del poder adquisitivo de los salarios, expresaron y explican que la peor causa de esta política económica es que perjudica a las familias de trabajadores, que ven como sus ingresos no alcanzan para hacer frente a los gastos de la vida diaria, la educación y la salud.

El Paro Nacional dispuesto encuentra sus razones en la necesidad de expresarle al Gobierno Nacional nuestro más enérgico repudio al ajuste salvaje al que somete a los trabajadores.

De acuerdo con lo que plantea la CGT vemos con desagrado que el gobierno nacional vetó la rebaja de tarifas aprobado por el Congreso Nacional, volvió a pedir préstamos al FMI, con la aceptación de sus recetas, que este país ya probó. Conocemos sus consecuencias, sobre el empleo, la obra pública, los sistemas de seguridad social, las economías regionales y los servicios públicos, que no hacen más que agravar dramáticamente la ya insoportable situación social.

A este gobierno nacional que no se solidariza con los trabajadores, que poco le importa que el dólar siga subiendo y traten de engañarnos que esa suba no se traslada a los precios para no habilitar que se rediscutan los salarios le decimos que no. ¡Basta!

No al AJUSTE
No a la INFLACIÓN
No a la REBAJA SALARIAL
No a la REFORMA LABORAL
No al IMPUESTO A LAS GANANCIAS
Basta de DESPIDOS Y TRABAJO EN NEGRO
No al TRABAJO EN NEGRO
Por PARITARIAS LIBRES SIN TECHO
Basta de DESPIDOS

En compromiso extra paritarias SOESGyPE MISIONES, logró que estaciones de servicio liquiden sueldos de mayo con aumento no remunerativo del 10% a sus trabajadores

A principios del mes de mayo la Comisión Directiva del SOESGYPE MISIONES informaba a nuestros compañeros trabajadores de toda Misiones, sobre las gestiones que estaban realizando para lograr la recomposición salarial correspondiente al año 2018.

Como se anunció oportunamente, el empresariado nucleado en la Federación de Empresarios de Combustibles de la República Argentina (FECRA) a nivel nacional, y la Cámara de Estaciones de Servicios del Nordeste (CESANE) a nivel provincial, continúan dilatando la cuestión; argumentando que sus organizaciones empresarias atraviesan una crisis a raíz de una intervención lo que les impide que puedan sentarse en paritarias para discutir salarios.

“Tal como explicamos, desde el SOESGYPE MISIONES estamos cumpliendo con cada uno de los pasos formales para forzar dicha reunión con el sector empresario, y además iniciamos una serie de contactos en forma personal con los mismos, esperanzados en destrabar la cuestión.  Por el momento la CESANE mantiene su posición, amparada por la FECRA, pero hemos logrado que la mayoría de las empresas misioneras accedan a liquidar en los sueldos, un aumento del 10% (diez por ciento de aumento) con el concepto de “suma no remunerativa” y a cuenta de lo que se acuerde oportunamente en la paritaria del sector cuando la misma se concrete” afirmó Gerónimo Sanabria, Secretario General del SOESGyPE MISIONES.

“Lamentablemente no todas las empresas practicarán la liquidación de los haberes con el aumento del 10% por ciento, unas pocas se excusaron, pero entendemos que es un paliativo, que ayudará a los miembros de nuestra familia estacionera, a hacer frente a los aumentos en el costo de vida general. Entendemos que es una solución parcial, provisoria y casi como de emergencia para forzar el aumento del sueldo de nuestros trabajadores; pero dentro del margen de maniobra que tenemos para dialogar con los empresarios del sector y con el ánimo de encontrar soluciones; creemos que es una buena noticia para nuestros compañeros afiliados” agregó el Secretario General del SOESGyPE MISIONES.

Cabe reiterar que lo que obtuvo la Comisión Directiva del SOESGyPE MISIONES es sólo un compromiso de palabra de parte de la mayoría de los empresarios del sector y no de la cámara que los nuclea, y es probable que algunas empresas no quieran liquidar dichos aumentos;  cabe acotar también que tampoco hay certeza de cuando se liquidará dicho aumento, pero “contamos con la palabra de varias empresas que accedieron a liquidarlo con los haberes del corriente mes de mayo” enfatizó Sanabria “ y vamos a volver a pedir a los que todavía son remisos a pagar dicho aumento, a que lo hagan a la brevedad”.

Desde el SOESGyPE MISIONES seguimos bregando por la aplicación del Convenio 488/07, con el que de mínima ya podríamos tener un acuerdo salarial del 15% y la posibilidad de revisión por mayor inflación (o cláusula gatillo) ajustando los salarios retroactivos a abril; pero por el momento la resolución de esta cuestión está en la órbita del Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación.

A nuestros trabajadores volvemos a pedirles paciencia. Entendemos que la situación social se agrava a nivel país producto de la inflación que parece volver a acelerarse, pero también vale recordar que es parte de nuestro compromiso y obligación como gremio llevar adelante medidas y negociaciones; sin que las mismas pongan en juego los puestos de trabajo de nuestros compañeros.

«Tenemos claro que todavía no tenemos el acuerdo en paritarias que nos dé la tranquilidad que todas nuestras familias merecen, pero pensamos que, en tiempos de crisis, es cuando más debemos llamarnos a la calma, para reclamar y hacer valer nuestros derechos, que empieza por tener puestos de trabajos, que solo existen en la medida que haya empresas dispuestas a seguir trabajando en el sector» afirmó el Secretario General.

La Comisión Directiva del SOESGyPE MISONES reitera a sus trabajadores que a medida que vayan teniendo novedades sobre el tema se informará con premura.